Sitio oficial del Ayuntamiento de Santoña

Nuevo pantalán flotante en la dársena sur para embarcaciones pesqueras

El consejero de Obras Públicas y la alcaldesa visitan las obras ya finalizadas que permitirán el atraque de once embarcaciones y una mayor eficacia en las operaciones del muelle
 
El consejero de Obras Públicas, Francisco Rodríguez, ha visitado este sábado 28 de marzo junto a la alcadesa, Milagros Rozadilla, el nuevo pantalán de atraque para embarcaciones pesqueras del puerto de Santoña que permitirán una mayor eficacia de las operaciones del muelle. En la visita han estado acompañados por el presidente de la Cofradía de Pescadores, Miguel Fernández Pérez, y por el director general de Obras Públicas, José Francisco Sánchez Cimiano, además del presidente de la Asociación de Armadores, Pablo Argos, concejales y miembros de la junta directiva de la cofradía.
 
El Gobierno de Cantabria, por medio de su Consejería de Obras Públicas, ha invertido 135.580 euros para optimizar la operatividad de los pescadores de Santoña con la construcción de este pantalán flotante en la dársena sur, aumentando la capacidad de atraque de las embarcaciones y facilitando la carga y descarga de pertrechos y el embarque y desembarque de sus tripulaciones.
 
Dicho pantalán admite el atraque en punta de hasta once embarcaciones con eslora máxima de 15 metros, liberando espacio en los muelles del puerto y aumentando la disponibilidad de línea de atraque para embarcaciones de mayor porte. La estructura flotante está conexionada al muelle mediante una sucesión de perfiles metálicos con acceso por una pasarela de trece metros de longitud.
 
Mediante fingers separadores de varias dimensiones, las embarcaciones amarraran utilizando las cornamusas dispuestas al efecto. Los dos fingers de mayor dimensión están unidos por cada uno de sus extremos a sendos pilotes metálicos hincados en el fondo de la dársena.
 
La estructura flotante se constituye mediante una sucesión conexionada de cuatro módulos de pantalanes de doce metros de longitud por tres de anchura, con estructura de aluminio reforzado, flotadores de PVC rellenos de poliestireno expandido, y piso de madera con elementos antideslizantes.
 
Los perfiles guía por donde se desplazará la estructura acompañando el nivel de lámina de agua con las mareas, son de acero galvanizado en caliente y la conexión entre ambos se realiza mediante anillas deslizantes de aluminio.